Osteosporosis

Es la lesión atrófica más común del hueso. Múltiples son las causas de la escasez de hueso calcificado en relación a los requerimientos que se exigen del esqueleto como órgano de apoyo y sostén en la realización de los movimientos.

El hueso se reduce tanto en su porción ósea compacta como en la esponjosa. En esta patología la pérdida de calcio es mayor que la absorción del mismo, por eso hay mayor frecuencia de fracturas.

A consecuencia de la atrofia ósea, el esqueleto pobre en calcio, se hace quebradizo.

OSTEOPOROSIS 3

Autor: Carlos Navarro Ronco